RINCONES DE ARAGÓN: SALLENT DE GALLEGO









"Entre Alicia y yo manteníamos un secreto."

Así comienza el relato sobre Sallent que ilustraría esta pagina. Sin embargo esta participando en un concurso sobre "Experiencias en Huesca La Magia"

Podéis verlo en el siguiente enlace :


y votar si es de vuestro agrado.




Hemos sido agraciados con el primer premio del "Concurso experiencias" de relatos de Huesca La Magia. 

Muchas gracias, este es el resultado, esperamos que os guste.


DONDE SE DISFRUTA DEL SILENCIO, DE LA CALMA...
SALLENT
 VALLE DE TENA 
















40 de Mayo


Entre Alicia y yo manteníamos un secreto.
El anciano que me hablaba lo hacía con voz baja y susurrante. Me agarraba fuertemente el brazo con su mano venosa y sus ojos miraban al infinito recordando un sueño.

En el fondo de un valle, en la umbría, entre agrestes montañas de elevada estatura, protegido por la solitaria silueta de una gran peña rocosa conformada por verticales paredes, encontraras un pequeño pueblo de tejados muy pendientes. Ahora en mi lecho de muerte, – continuó- cercano a la otra vida, te hago, amigo mío, ya que no tengo parientes más cercanos, participe de esta historia y te animo a que la continúes.

Así pues, me encamine a un destino desconocido, animado por las múltiples bellezas y alabanzas que me había descrito el anciano y con un propósito ignorado del que solo tenía ligera idea.

En la cabecera del Valle de Tena, reflejada en las aguas embalsadas se irradia, majestuosa como un gran faro, la Peña Foratata. Bajo ella, rodeada de bosques y torrentes de alta montaña, la villa de Sallent de Gallego se esconde camuflada en el verdor que la rodea.

Lo primero que hice al llegar, fue perderme entre sus calles, callejuelas estrechas y tortuosas, bordeadas de nobles casas empedradas cargadas de antigüedad. Disfruté de su silencio, de su calma, de su aire soñoliento. Crucé el bravo y gélido cauce del río Aguas Limpias, sobre un puente medieval de un solo ojo, realizado con cantos superpuestos esculpidos en perfecto orden. Ascendí hasta la iglesia gótica por traviesas escaleras y admiré las coquetas chimeneas rematadas por piedras espantabrujas.

Embriagado por una sensación de paz y tranquilidad, recorrer sus calles fue algo único. Antes de que el atardecer hiciese acto de presencia, seguí las pistas que el anciano me había ido desgranando. Encontraría la casa que un gigante habitara antaño, después un nudo de hierro anticuado anclado a un tablón nudoso y, finalmente junto a un nido de margaritas, como cada cuarenta de mayo, cuando el frío se retira, un objeto me estaría esperando.

El corazón aceleró el paso palpitando con desenfreno. Un manojo de cartas se encontraba en el descrito sitio. Movido por la morbosa curiosidad, abrí, al azar, una de ellas. A la luz de un farol cubierto de mariposas nocturnas el pliego describía, con palabras mudas de emoción, el amor profesado, aún cercano, distante y prohibido de una mujer: Alicia.

Y recordé la mirada dulce del anciano escondiendo su secreto.



                                                                   o o o o o



                                                                                       
                                                                     o o o o o





                                                                     o o o o o





                                                                     o o o o o





                                                                     o o o o o


Sallent de Gallego es un pintoresco municipio oscense situado en la cabecera del Valle de Tena. Se encuentra en las orillas del Embalse de Lanuza, al pie de las cumbres más altas de las cordillera, en las proximidades de la frontera con Francia.

Su nombre proviene de antiguo debido al "salto" que el río Aguas Limpias ejecuta en las proximidades y que se accede por un bonito sendero.





                                                                     o o o o o




                                                                     o o o o o





                                                                     o o o o o

Tejados de negra pizarra, paredes de piedra y ventanas de madera combinan con el antiquísimo puente medieval de un solo arco. 


                                                                     o o o o o




                                                                     o o o o o




                                                                     o o o o o








                                                                     o o o o o




                                                                     o o o o o




                                                                     o o o o o




                                                                     o o o o o




                                                                     o o o o o




                                                                     o o o o o




                                                                     o o o o o




                                                                     o o o o o




                                                                     o o o o o




                                                                     o o o o o




                                                                     o o o o o







EN INVIERNO TAMBIÉN CALMA, SILENCIO.











































0 comentarios:

Publicar un comentario

 

Popular Posts

Páginas vistas en total